No más colon irritable - Informe24

Ultima Hora

Informe24

TU CANAL PREFERIDO! DESDE MATURIN

Post Top Ad

DISPONIBLE PARA PUBLICIDAD

17 de agosto de 2017

No más colon irritable


El colon, también denominado intestino grueso, se localiza en la parte final del sistema digestivo. Entre otras funciones, es el encargado de evacuar las heces, pero también está relacionado con nuestro sistema inmunitario.

Para evitar enfermedades del colon, tales como el cáncer colorrectal, pólipos, colitis, diverticulitis o el tan extendido en nuestros días colon irritable, y sobre el que versa nuestro artículo, debemos ser conscientes de que nuestra alimentación juega un papel fundamental, por tanto, hay que saber diferenciar aquellos que benefician a nuestro intestino y cuáles no.

Si eres de esa parte de la población que sufre de colon irritable, estarás familiarizado con todas las molestias que se derivan de esta enfermedad, pero debes saber que existe un método que está funcionando: No Más Colon Irritable. Esta novedosa guía digital incluye una dieta para colon irritable apropiada y remedios para el colon, para que no tengas que seguir sufriendo de dolor abdominal, alteraciones del ritmo intestinal, exceso de gases, náuseas, vómitos y todos esos síntomas tan desagradables que acompañan a esta dolencia.

  La importancia de una alimentación adecuada

Como hemos señalado en el apartado anterior, una alimentación adecuada puede ayudar a prevenir futuros problemas de colon irritable y a paliar las molestias cuando estas ya están presentes.

Para cuidar de nuestro intestino se aconseja que las comidas sean pobres en grasas y ricas en proteínas y fibras. El mejor ejemplo de este tipo de alimentación lo tenemos en el patrón alimentario de la dieta mediterránea.

Cuando pensamos en alimentos saludables para el intestino, probablemente lo que a la mayoría no viene a la cabeza es la mencionada fibra. Para que su consumo sea más eficiente, deberíamos elegir alimentos que la contengan naturalmente, y no que la lleven añadida artificialmente.

Así mismo, cuando aumentamos el consumo de fibra debemos aumentar también el consumo de agua entre comidas, pues en caso contrario podemos acusar un mayor estreñimiento por la falta de líquido.



Hay que beber por lo menos entre 6 a 10 vasos diarios. La cantidad de agua que necesitamos depende de muchos factores, como nuestra edad, la temperatura exterior y si realizamos esfuerzos físicos. En relación a este último punto, hacer ejercicio de forma regular favorece una mejora en la movilidad intestinal y en la relajación, tan importantes para evitar los problemas de colon irritable.

El magnesio se utiliza para tratar trastornos digestivos asociados al tránsito intestinal, como es el caso del colon irritable que aquí nos ocupa, y también ayuda a reducir el riesgo de padecer cáncer. Puedes encontrarlo de forma natural en el cacao,  las semillas de calabaza o lino, las almendras y anacardos, las judías blancas, los guisantes y los alimentos de hojas verdes.

Por otra parte, hay ciertos alimentos que no ayudan ni facilitan una buena digestión y que, por tanto, deberían ser evitados por personas que sufren trastornos digestivos. Debemos evitar las carnes rojas y procesadas y, si además sufrimos de colon irritable, los lácteos.

Manzana y las semillas de chía, grandes aliadas para hacer una limpieza de colon

La limpieza de colon no es algo nuevo, de hecho limpiar el colon ha sido una tarea que nos preocupa desde la antigua Grecia. En los tiempos modernos en América, la limpieza de colon se hizo popular en los años 20’s y 30’s.

Necesitamos hacer una limpieza de colon debido a la teoría de la autointoxicación. La carne, especialmente la roja y procesada, y otros alimentos que no se digieren bien causan la acumulación de mucosidad en el colon que, a su vez, produce toxinas y venenos en el cuerpo. Algunas consecuencias de estos residuos tóxicos en nuestro organismo son la fatiga, el dolor de cabeza, el aumento de peso y un bajo consumo de energía.

Cuando se hace una limpieza de colon a base de vegetales y frutas, es importante escoger opciones con un alto contenido en fibra  y que además posean tantos nutrientes como sea posible. Es por este motivo por el que las manzanas son una gran base de partida para limpiar el colon.

Por un lado, están llenas de fibra soluble que ayuda a mantener la sensación de saciedad por más tiempo y ayuda con heces blandas, pero también contienen fibra insoluble, que agrega volumen a las heces y alivia el estreñimiento para mantener las cosas en movimiento (que es lo que deseamos en una limpieza).

La semilla de chía, por su parte, tiene un alto contenido en fibra, que contribuye a favorecer un sistema digestivo saludable y a su vez, está llena de los nutrientes y vitaminas que nuestro cuerpo va a absorber mientras saca las toxinas. También, favorece la ausencia de hambre, manteniendo el cuerpo satisfecho por más tiempo, lo que ayuda a perder peso. Por último, cabe destacar que las semillas de chía están llenas de ácidos grasos omega-3 que mantienen tu corazón latiendo fuerte.

Es por eso que para hacer una limpieza de colon casera recomendamos un preparado que consiste en una deliciosa bebida a base de los siguientes ingredientes: una manzana, una cucharada de miel de abejas para endulzar, una cucharada de semillas de chía y agua.

Post Top Ad

DISPONIBLE PARA PUBLICIDAD